1. Blog de Balumba
  2. Palabras relacionadas con coches: ¿cuál es su origen?

Mercedes Benz azul

Palabras relacionadas con coches: ¿cuál es su origen?

Por Redacción 10|01|14

¿Sabes por qué al salpicadero de tu coche se le llama así? ¿O por qué hay una parte de tu coche que se llama guantera aunque en tu vida hayas metido ahí unos guantes? Pues en Balumba sí que lo sabemos ¡Ya saltó el listillo que todo lo sabe! 🙂 Aprovechando que hoy nos hemos levantado creativos, queremos hablar del origen de palabras relacionadas con coches. Empezamos.

Berlina

Un coche que recibe la denominación de “berlina” es un vehículo amplio y espacioso, pero ¿por qué se llama berlina? La respuesta a esta pregunta la encontramos en el origen de la historia de la automoción. Tenemos que remontarnos atrás, muy atrás, concretamente al año 1660. En esa época un tipo conocido como el señor Chiesa, y que trabajaba como maestresala a las órdenes del elector de Brandeburgo y duque de Prusia Federico Guillermo, le dio por construir un carruaje tirado por caballos y que equipaba 4 ruedas con 4 asientos colocados en dos filas, techo rígido y cristales en las ventanas. ¿No es una descripción bastante aproximada de nuestros coches actuales? Además  se trataba de un trasporte más confortable que los que había por entonces. Como este medio de locomoción se construyó en la ciudad alemana de Berlín, se le llamó en consecuencia berlina. Con el paso de los siglos el término pasó más o menos sin pena ni gloria, pero con la llegada del coche moderno la industria lo rescató pidiéndoselo prestado a la historia. Interesante, ¿verdad?

berlina-BMW

Una «señora» berlina, pero de la actualidad, el BMW M3 Berlina. Foto: BMW.

TIP: Antes hemos hecho mención al cargo de Chiesa como maestresala ¿Sabes lo que es un maestresala? Pues este cargo  no es otra cosa que un criado de una casa real o noble que se ocupaba de la distribución de la comida y de probarla para prevenir envenenamientos. Era como un mayordomo y un catador de venenos a la vez. Todo en uno.

OTRO TIP: En Estados Unidos, país que ha aportado mucho al coche moderno, a los vehículos tipo berlina también se les conoce con el término “sedán”.

Salpicadero

La explicación de por qué hay una parte del coche que se llama “salpicadero” es lógica y sencilla (como las cosas buenas ;)). El origen de la palabra salpicadero se remonta también a los orígenes de la automoción, cuando los caballos de los coches no eran de vapor, sino de carne y hueso. Imaginaos un carruaje del siglo XVII en un día lluvioso (o en un día en el que haya llovido antes). Esos caballos trotando tirando de la carroza, pero pisando charcos y levantando todo tipo de salpicaduras de agua y barro, ensuciando los caros trajes de los lacayos encargados de llevar a las personas de alta alcurnia. No puede ser, ¿verdad? Pues para eso se inventó el salpicadero de los primeros carruajes. Se trataba de una rudimentaria tabla (más o menos adornada) que se colocaba entre los conductores del coche, y los caballos y las ruedas para evitar las molestas salpicaduras. Por eso recibió el nombre de “salpicadero”, porque servía para retener estas gotitas.

Salpicadero

El salpicadero de nuestro coche tiene un origen relacionado con la higiene. ¿Lo sabías? Foto: Kia.

Guantera

¿Por qué se le llama guantera si luego metemos ahí de todo menos guantes? ¿Qué metéis vosotros en la guantera de vuestro coche? CDs de música, papeles del automóvil, la documentación de vuestro seguro de coche… eso seguro, pero guantes igual no. ¿Entonces por qué se llama a esta parte del coche así? El origen de la palabra guantera se remonta al principio de los tiempos de los vehículos. Este compartimento situado en el asiento del copiloto antes tenía su función exactamente para lo que dicta su palabra, para guardar los guantes, y es que los primeros vehículos estaban propulsados a vapor, y estaban alimentados por una caldera con leña. Para manipular la leña y esta parte del coche que desprendía mucha suciedad se usaban guantes que se guardaban… exactamente: ¡en la guantera! Además los primeros coches estaban muy abiertos al exterior, de forma que al conducir en invierno hacía realmente frío. Para evitar manejar el volante con las manos desnudas (con el frío que aquello conllevaba), los conductores utilizaban “guantes de conducir” que también se guardaba allá donde su propio nombre indica. La tecnología avanzó pero el nombre “guantera” se continuó empleando para designar a esta zona del coche.

interior BMW M4 coupé.

Muy al fondo se ve la guantera, en el fantástico interior de este BMW M4 Coupé. Foto: BMW.

Hay un refrán que en Balumba nos encanta, y es el que dice que nunca te acostarás sin saber alguna cosa más. Por eso queríamos compartir con todos vosotros un artículo como este, curioso y muy de coches, que es lo que nos gusta a nosotros. Y si estás buscando seguro de coche, no dudes en pasarte por Balumba.es, podrás hacer un presupuesto sin compromiso e informarte de nuestras diferentes coberturas que se adaptan a todos los bolsillos.

¿Te ha gustado el artículo? Si es así dínoslo y haremos otro en la misma línea, y es que hay muchas más palabras relacionadas con los coches que encierran un origen curioso. Si se te ocurre alguna palabra que te gustaría que investigáramos y averiguáramos su origen también puedes decírnoslo. ¡Un saludo y hasta la próxima!

¿Te gustó? Compártelo

¿Te pareció interesante el artículo?

0 / 5. Recuento de votos: 0

Soy clienteNo soy cliente

Gestiona tu Seguro Online, 24/7

Declara tus accidentes, gestiona tus recibos o contacta con nosotros en tu Área de Cliente

Asistencia en Viaje 24/7

912 755 427
915 149 912 (fuera de España)

Solicita Asistencia Online
900 858 500

Atención al Cliente

912 755 422

Lun-Vie de 9 a 20 hrs.
900 822 828

Gestión de accidentes

912 755 426

gestion.accidentes@balumba.es
900 822 823

Calcula tu presupuesto online

¿No tienes precio aún? Calcúlalo online con hasta un 30% de descuento.

Contratar un seguro o recuperar un presupuesto

955 004 001

Lun-Vie de 9 a 23h
Sab de 10 a 15h